Santos Bañuelos, el leal guerrero del oeste de Zacatecas
Santos Bañuelos, el leal guerrero del oeste de Zacatecas

Santos Bañuelos, el leal guerrero del oeste de Zacatecas

La batalla más importante comandada por Francisco Villa en la Revolución Mexicana fue (me atrevo a decir que por encima de la de Torreón) la Toma de Zacatecas, hazaña en la que el heroísmo se hizo presente tanto desde las filas de la División del Norte como desde la División del Centro —comandada por el General Pánfilo Natera—, de entre cuyas filas surgió el hombre del que hoy quiero hablar por conmemorarse 139 años de su nacimiento y por un motivo que te explicaré al final de este artículo: el General Santos Bañuelos Bañuelos.

Santos Bañuelos

¿Zacatecano o jalisciense?

La historia oficial dice que nació el 2 de octubre de 1882 en el rancho de Pastoría, Monte Escobedo, Zacatecas. Sin embargo, otras fuentes señalan Mezquitic, Jalisco, como el lugar que lo vio llegar al mundo y que en el municipio zacatecano tuvo lugar únicamente el registro de su nacimiento ante las autoridades.

El hijo de Agustín Bañuelos y Manuela Bañuelos se unió al maderismo revolucionario en 1909 y, para marzo de 1911, ya peleaba bajo el mando del General Luis Moya tras haberse dedicado durante algunos años a la compra y venta de ganado en Zacatecas, Durango y Nayarit.

Santos Bañuelos se encargó de aterrorizar a federales y colorados por igual, casi siempre en el norte de Jalisco y el poniente zacatecano. Lo mismo le dio barrer con Benjamín Argumedo en Huejuquilla el Alto y en Colotlán (ciudad donde nació el traidor Victoriano Huerta) que defender la causa revolucionaria en Valparaíso, Monte Escobedo, Jerez, Fresnillo y la capital zacatecana, lugares cada uno de ellos donde hizo gala de la valentía que le había ganado el puesto de segundo al mando del General Natera.

El caballo mojino

El General Bañuelos era popular, simpático y muy querido por su gente. Siempre iba vestido de charro sobre un enorme alazán tostado de pura sangre y se hacía acompañar por varios jinetes, además de que nunca le faltaban los músicos en retaguardia. En una ocasión, Santos les mandó tocar El caballo mojino —su corrido favorito— y comenzó a cejear su caballo, armando la fiesta en medio de la calle.

Este corrido llegó a ser el himno de los villistas —por lo menos de los que estaban destacados en Valparaíso, Monte Escobedo, Jerez, Fresnillo, Zacatecas capital y Colotlán— pertenecientes a la División del Centro.

La hazaña más recordada

Se dice que el día de la Toma de Zacatecas a Santos y José Félix Bañuelos les tocó atacar desde el lado de Guadalupe y vigilar que no llegaran trenes con refuerzos federales. Por la tarde, terminada la batalla y cerca del Palacio de Gobierno, Jesús Bañuelos, un primo hermano de Santos que había jalado con él desde la revolución maderista, quería tomar prisionero a un oficial federal; sin embargo, éste fue más hábil y lo mató.

Santos fue testigo de la muerte de su primo y persiguió al federal, quien corrió hacia el Teatro Fernando Calderón; el revolucionario obligó a su caballo a subir las escaleras, empujó las puertas y se metió con todo y su noble bruto hasta el vestíbulo, aunque ya no alcanzó a ver al que derramó la sangre de su familiar.

Teatro Calderón, Zacatecas

El forajido y el trágico final

Después del triunfo en Zacatecas, la caída del huertismo y la separación de las distintas facciones desembocaron en una cruenta guerra civil que llevó a los mismos revolucionarios a enfrentarse entre sí. Por un lado, villistas y zapatistas buscaban una utopía igualitaria donde la tierra fuera para quien la trabajara y los abusos de los caciques hacendados terminaran; por otro, el carrancismo y sus allegados mostraban un talante mucho más conservador e inclinado hacia la ambición por el poder.

Santos Bañuelos se mantuvo fiel al General Villa y, luego de resultar herido durante la Batalla de El Ébano, en San Luis Potosí, fue perseguido por los carranclanes dado que continuó haciendo guerra de guerrillas para subsistir en la Sierra de Valparaíso y Monte Escobedo. Así vivió, a salto de mata, hasta que en agosto de 1916 fue invitado a una comilona apropiadamente acompañada por pisto a raudales. Con lo que no contaba es con que se fue a meter en el nido de las víboras, pues los traidores que organizaron el festín terminaron por dar aviso de su presencia a los carrancistas, quienes sólo pudieron deshacerse del general atacándolo en plena madrugada y con la guardia baja.

Se cuenta que su cuerpo terminó en un barranco cubierto por ramas y piedras, e incluso que algún lugareño, sin saber de quién se trataba, le despedazó la mandíbula con un hacha para robar los dientes de oro que portaba. Tenía 33 años entonces y, ahora que es inmortal, cuenta con su propio corrido:

Ya murió Santos Bañuelos,
a traición lo asesinaron,
era de los generales
que a los combates entraban
encabezando a su gente.
¡Las balas lo respetaban!

Se levantó con Madero
a luchar contra el gobierno,
luego peleó contra Huerta
y Carranza y Obregón.
Fue de los leales a Villa.
¡Hombre de mucho valor!

Al atacar Zacatecas,
allí don Santos decía:
“Nomás que lo ordene Villa,
entra mi caballería.
Tenga cuidado, mi jefe,
que voy por su artillería”.

Vamos al Cerro del Padre
a tomar esas trincheras.
De un lado ataca Bañuelos,
del otro, Maclovio Herrera.
Y viene a darnos la mano
gente de Toribio Ortega.

La Bufa la toma Urbina,
los Arrieta, el Crestón Chino;
El Grillo lo toma Villa
y entra Natera al panteón.
¿Don Santos? Entró a caballo
hasta el Teatro Calderón.

Ya derrotamos a Huerta,
pero sigue la ambición.
Ahora somos enemigos
de Carranza y de Obregón.
No reconocen lo justo
de nuestra revolución.

Decía don Santos Bañuelos
a sus leales compañeros:
“Ya quedó manco Obregón,
ahora tiene un brazo menos,
pero tiene mucho parque,
y nosotros ¡no tenemos!”

Oiga usted, mi General,
ya perdimos tres batallas.
Ahora nos vamos al norte,
otra vez a las montañas,
pero no nos rendiremos
a la gente de Carranza.

Don Félix se retiró,
con Carranza está Natera,
sólo se queda don Santos,
fiel a Villa, por la sierra.
Él va a morir traicionado,
cuando menos se la espera.

Oiga usted, mi General,
le decía Tomás Domínguez,
dicen que viene una tropa
y los mentados Sociales,
y van a ver los pelones
que los ricos no son leales.

“Cuídame el Paso del Río,
mientras vuelvo con mi escolta,
en Ciénega ya me esperan
a comer, viejos amigos.
Mañana ya volveremos
a enfrentarnos al destino”.

Ricos sirviendo al gobierno,
a un banquete lo invitaron,
lo agasajaron con vino
y a Quintanar le avisaron…
Santos Bañuelos dormía
y entre muchos lo mataron.

Vuela, vuela, palomita,
por las nubes y los cielos,
vuela avisando a la gente
que murió Santos Bañuelos.
Sólo escapó su caballo
y anda errante por los cerros.

Un poco de sangre

Entre la familia Méndez García —la de mi papá— se contaba desde hace años la historia de un pariente que participó en la Revolución Mexicana y correteó hasta dentro del Teatro Fernando Calderón a un “pelón” que había matado a su primo. Curioso, me dediqué a recopilar en diversas fuentes y resumir toda la información que acabas de leer párrafos arriba, además de escuchar con atención los relatos de la tía María (tía de mi papá, pues). Confío plenamente en su palabra —¿Por qué habría de mentir?— y en algo muy cierto de aquella época: la persecución del “forajido” no terminaba con su muerte, sino con la de su descendencia. Decir que se tenía por apellido “Bañuelos” era, prácticamente, un suicidio en aquellos días, sobre todo en las regiones donde pasó sus últimos momentos.

En contraste y viviendo en esta época, cuando todo aquel horror parece un pintoresco y romantizado relato de tiempos en que los hombres peleaban hasta dejar la vida en un charco de sangre por una causa justa, me hace feliz haber encontrado en el acta de nacimiento de mi papá el nexo que durante meses busqué.

Acta de nacimiento de mi padre, con parentesco con el General Bañuelos por parte de su abuela materna

Conoce más detalles sobre la sangrienta Toma de Zacatecas, haciendo click aquí.


¿Me donas un cafecito?*

49 comentarios

  1. Jon Banuelos

    Daniel thanks so much for the information, I recently found out from one of my older cousins that Don Santos is my great, great, great (might be one more great) grandfather and I still carry the Banuelos name, my dad(who resembles similar facial features as Santos) was born in Jerez and later immigrated to Watsonville, CA. Fills me with pride that I’m the descendant of such a courageous and honorable figure who played a key roll in the revolution. Both me and my dad love music more than anything else… guess I now know where that comes from.

    I’ve often been told by fellow chicanos here in the states that they’ve never met someone with the last name Banuelos, had no idea my family had been persecuted in the past as you explained in the article, I guess that explains why there are so few of us.

    Thanks again.

  2. Daniel Bañuelos

    Me da mucho gusto conocer más sobre la historia de mi familia, en especial porque mi tatarabuelo Placido Bañuelos peleó junto con Don Santos durante la revolución, ya que eran primos hermanos. La mamá de mi tatarabuelo se llamaba Sostenes Bañuelos Camacho y era hermana de la mamá de Don Santos, Manuela Bañuelos Camacho. Todos ellos vivían en el rancho de Pastoría hasta el fin de la revolución, cuando supuestamente se fueron huyendo de Monte Escobedo a Mezquitic, donde vivieron hasta los años 60.

  3. Daniel Bañuelos

    Me da mucho gusto conocer la historia de mi familia, en especial porque mi tatarabuelo Placido Bañuelos peleó junto con Don Santos durante la revolución ya que eran primos hermanos. La mamá de mi tatarabuelo se llamaba Sostenes Bañuelos Camacho y era hermana de la mamá de Don Santos, Manuela Bañuelos Camacho. Todos ellos vivían en el rancho de Pastoría hasta el fin de la revolución, cuando supuestamente se fueron huyendo de Monte Escobedo a Mezquitic, donde vivieron hasta los años 60.

  4. Gloria Bañuelos

    Hola te felicito por tu reportaje precisamente andaba buscando información de mi árbol generacional y encontré una aplicación donde se va metiendo los datos de la familia y te sale la coincidencia con parientes encontré que el general Bañuelos era primo de mi abuelo Isacc Bañuelos

  5. Juan Antonio Bañuelos De la Torre

    Muy interesante el artículo, mi abuelo Jesús Bañuelos Sánchez hizo en vida muchos documentales y publicaciones sobre Félix y Santos Bañuelos y el vínculo familiar que tenemos con ambos generales en publicaciones de Monte Escobedo Zacatecas y Laguna grande zacatecas. Un orgullo total llevar el Bañuelos, y sobre todo la relevancia que mi apellido ha tenido en la historia de zacatecas.

    1. ¡Qué tal, Juan Antonio! Tienes toda la razón, es un orgullo llevar la sangre del General y más cuando tienes el apellido. En mi caso lo segundo no se cumple, pero me llega de manera indirecta y el orgullo que se siente es igual.

      Se lee super interesante lo de los documentales y publicaciones de tu abuelo, ¿Podrías regalarme porfa los títulos de estos, para buscarlos? Sería un placer leerlos.

      1. Juan antonio Bañuelos De la Torre

        Hola gusto saludarte
        Busca en google General Santos Bañuelos Revolucionario en Google y aparece uno de los libros de mi abuelo,

        También si pones en Google profesor Jesús Bañuelos Sánchez Monte Escobedo Zacatecas aparecen publicaciones de mi abuelo.

        Hay otras publicaciones de mis tías entre ellas Elvia Bañuelos De Santiago

      2. Juan antonio Bañuelos De la Torre

        Mis tías Las maestras Bañuelos De Santiago eran primas hermanas de mi papá Juan Antonio Bañuelos Romero y fueron maestras y las principales recopiladores de la historia de la familia Bañuelos mi tía Elia tiene un libro muy interesante, Desafortunadamente la misma inseguridad en Zacatecas hizo que las familias se distanciaran y ahora solo se ven en funerales de los mayores de la familia.

        Saludos desde Aguascalientes a los Bañuelos de monte Escobedo que aunque poso mente ya no ubique a muchos de mis primos segundos y tíos primos de mi papá hubo convivencia muy buena cuando era pequeño.

    1. Angélica G Bañuelos R

      Yo pregunte a mi abuelo sobre mis antepasados y en uno de esos me dijo de un general Santos Bañuelos y de ahí di con esto yo digo que también en mi antepasado ya que yo sigo llevando el apellido Bañuelos y esa poca información que me dio dice que es pero pues no sé si tú también tengas que ver con el

  6. Pólux Bañuelos

    Saludos desde Chihuahua, somos descendientes de santos Bañuelos y su hermano y/o su familia que de Jerez se fueron a Sierra Mojada Coahuila y después a Chihuahua, curioso en la familia papá se repiten los nombres de esos antepasados.
    Atte. Pólux Bañuelos P.

      1. Angélica G Bañuelos R

        Yo pregunte a mi abuelo sobre mis antepasados y en uno de esos me dijo de un general Santos Bañuelos y de ahí di con esto yo digo que también en mi antepasado ya que yo sigo llevando el apellido Bañuelos y esa poca información que me dio dice que es pero pues no sé si tú también tengas que ver con el

  7. Oscar

    Hola Daniel. Yo vsoy nieto de Anacleto Bañuelos Gallegos (QEPD) quien era hijo de Nabor Bañuelos, hermano de Agustin Bañuelos. Llevo el apellido Bañuelos y mis hijos tambien. Un abarazo y felicidades por el reportaje.

    1. Gabriela de León Bañuelos

      Hola! Justo platicábamos de eso cuando mi mamá contaba que mi bisabuelo Félix Bañuelos hijo del Gral Santos Bañuelos, se los trajeron chiquitos porque todos se tuvieron que esconder después de esa traición y se criaron acá en Nayarit; y lo curioso es que todos crecieron con nombres muy similares mi abuelo Jesús Bañuelos, mi tía santos Bañuelos, Josefa Bañuelos y ahora veo que todos llevamos algo en común. Sería bueno que alguna vez ellos se pudieran reencontrar los que aún viven.

      1. Felipe

        Si, seria una buena idea
        Hace unas semanas conoci a la novia de un amigo de la prepa, y nos dimos cuenta que lo mas probable tambien somos primos atravez de los banuelos jaja
        Creo que Santos Banuelos tiene familia en Pasadena, California donde atendi la universidad, pero nunca logre comunicarme con ellos. Estamos por todas partes jaja

          1. Elvia Solis Bañuelos

            Mi bisabuelo Fernando Bañuelos era tio del los generales Bañuelos. Siempre escuche hablar tambien de Teodora Bañuelos. Que era muy Valiente tambien ❤️ Saludos desde Los Angeles.

          2. luis Humberto hernandez caballero

            buen dia desde Cd. Juarez, Chih. mi bisabuela tomasa banuelos era prina hermana del gral. Felix Banuelos , y los hermanos Arrieta de Canelas Dgo. eran tios abuelos de mi madre. mi abuelo se llamaba Humberto Caballero Arrieta.

  8. Lupita robles

    Mi padre Juan Robles Bañuelos.
    Mi abuela Andrea Bañuelos olage
    Mi bisabuelo José Ana bañuelos González, Primo hermano del Gral. Santos Bañuelos, la historia de la familia cuenta que mi bisabuelo se cambiaba el apellido Bañuelos porque eran perseguidos por el gobierno.

  9. Isaac barrios

    Y donde puedo encontrar el corrido con musica?? me encantaria escucharlo por esta region donde vivo son muy solicitados esos corridos . soy de valparaiso zacatecas y en algunos corridos de ña region hacen mension del sr SANTOS BAÑUELOS

    1. A mí también me encantaría; lo he buscado, pero nada más no lo encuentro, aunque si llega a aparecer ten por seguro que lo agregaré a este artículo.

      ¿Podrías compartirme por favor qué corridos de Valparaíso mencionan al General Bañuelos? Sería genial escucharlos. De antemano, gracias.

      1. Gabriela de León Bañuelos

        Hola! Justo platicábamos de eso cuando mi mamá contaba que mi bisabuelo Félix Bañuelos hijo del Gral Santos Bañuelos, se los trajeron chiquitos porque todos se tuvieron que esconder después de esa traición y se criaron acá en Nayarit; y lo curioso es que todos crecieron con nombres muy similares mi abuelo Jesús Bañuelos, mi tía santos Bañuelos, Josefa Bañuelos y ahora veo que todos llevamos algo en común. Sería bueno que alguna vez ellos se pudieran reencontrar los que aún viven.

        1. Qué genial que te gustó, eso siempre motiva a seguir haciendo artículos como este. Me gusta tu idea de reunirnos en una de esas, aunque yo vivo en la Ciudad de México y no he podido viajar a Zacatecas desde que empezó la pandemia. Si gustas, puedes agregarme en Facebook como Daniel Mendez Cardenas (así, sin acentos) y vamos platicando por allá.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0
Tu carrito
  • No products in the cart.